El coral, para mí, es la flor del mar. Crear una joya con él es como realizar un Ikebana. Con sus muchas tonalidades. El rojo fogoso del coral de Cerdeña es una mancha de sangre, pasión, Carmen, amor y odio. El coral color salmón es más dulce, caricia para la vista, cálido tono de flor tropical. El coral «piel de ángel», tan delicado, es flor de invernadero que el sol no ha llegado a teñir. ¿Por qué el coral despierta tal atracción? ¿Es su brillo, su textura o el misterio de su origen como flor o «arbol en el fondo del mar», con alma de los tres reinos – animal, vegetal y mineral?

  • Branca Coral Oro amarillo, brillante, perla akoya y coral.
  • Pendientes coral Oro amarillo, brillantes y coral.
  • Anillo Coral Oro amarillo, brillantes y coral.